• back
  • 3.2.3-MERCADOS NICHO, ASPECTOS AMBIENTALES Y SOCIALES-¿QUÉ ES EL CAFÉ ORGÁNICO Y POR QUÉ CULTIVARLO O COMPRARLO?

  • header SP
  • ¿Qué es el café orgánico y por qué cultivarlo o comprarlo?

     
     

    El café orgánico se cultiva como parte de un sistema que administra la producción agrícola intensiva y holística, que comprende el uso de estiercol de materiales orgánicos, la cobertura del suelo, la regulación de la sombra y el control biológico de plagas. Este sistema se basa en el principio de que debe devolverse al suelo un valor correspondiente al valor cosechado. El sistema excluye la utilización de sustancias agro-químicas. Para que el producto pueda comercializarse como orgánico debe estar certificado por una tercera parte. Las variantes sobre este tema básico, como el cultivo bajo árboles de sombra, se exponen en el punto 03.05.01.

    Los países occidentales han creado leyes específicas sobre los productos orgánicos. Las condiciones que debe cumplir el café antes de que pueda ser comercialdo como orgánico son numerosas y bien definidas. Ningún café puede presentarse en el mercado con la etiqueta de orgánico a no ser de que se compruebe de que conforma con las regulaciones del caso. Es decir, el café puede comercializarse como orgánico sólo si asi lo certifica una organización o un certificador reconocido, en base a inspecciones periódicas de todas las etapas de producción, beneficio, transporte y tostado del café.

    El primer cultivo de café orgánico se registró en la Finca Irlanda de Chiapas, México (1967), y el primer café orgánico importado a Europa procedente de una cooperativa de pequeños agricultores era de la cooperativa UCIRI de Oaxaca, México (1985). La cooperativa convirtió y comercializó su café con ayuda de una empresa mixta formada por un tostador comercial de los Países Bajos, Simon Lévelt/Haarlem y de la GEPA (Gesellschaft für Partnerschaft mit der Dritten Welt) una organización no gubernamental alemana especializada en el comercio justo.

    ¿Por qué eligen los consumidores el café orgánico? 

    • Consideraciones de salud. Muchos consumidores se procupan cada vez más de lo que ingieren diariamente en sus comidas y bebidas:  consideran que los alimentos orgánicos son más sanos. Este motivo es menos importante en el café que lo es con otros cultivos porque el café tostado casi nunca contiene residuos nocivos. También hay un número creciente de consumidores a quienes preocupa la salud de los trabajadores que deben manejar los productos químicos usados en el sistema tradicional de producción.
    • Demanda de cafés especiales. Esta demanda está creciendo y se considera que los cafés orgánicos pertenecen a esta categoría. Si bien la calidad del café orgánico no es necesariamente mejor que la de los cafés convencionales, el mercado del café orgánico demanda cada vez más una calidad superior, y por ello a menudo se los sitúan en el segmento de los cafés especiales. Los primeros cafés orgánicos que aparecieron en el mercado en el decenio de 1980 eran arábicas de México, de buena calidad pero hoy en día existen también de calidades inferiores de arábica orgánico, además de robusta orgánico. Algunas plantaciones o exportadores de calidad hacen certificar sus cafés como orgánicos para subrayar su calidad, confiando en que se percibirán como cafés realmente especiales.
    • Preocupaciones ambientales. Otros consumidores se preocupan de los efectos negativos causados por las sustancias agro-químicas en el medio ambiente. No están preocupados necesariamente por cuestiones de salud pero desean en principio estar seguros de que los productos que compran se producen de modo favorable al medio ambiente para prevenir así la polución, la erosión y la degradación de las tierras.

    ¿Por qué producir café orgánico? 

    En principio los productores están motivados por las mismas preocupaciones que los consumidores, pero además quieren asegurar su futuro social y cultural cobrando la prima que consigue el café orgánico certificado. Este beneficio depende de la demanda de café orgánico, que a su vez determina el importe de la prima que puede lograrse, y los costos adicionales incurridos por la producción orgánica. Véa el punto 03.02.04 para más sobre este tema.